La memoria traviesa de las embarazadas

Muchas mujeres embarazadas se quejan tener más problemas de memoria y más olvidos cotidianos que antes del embarazo. Según han publicado varios estudios, parece que algo de razón tienen. Al menos se ha visto que durante el embarazo puede empeorar el rendimiento en diversas pruebas de memoria, sobre todo en las que dependen de procesos ejecutivos como la memoria prospectiva (mis cosas por hacer, mis citas por llegar) y la memoria de trabajo. Y es más, algunas veces puede mantenerse después del parto. Un trabajo reciente ha encontrado que las embarazadas presentan más ‘falsas memorias’ que las mujeres que no están embarazadas.

¿Qué es una ‘falsa memoria’? Imaginemos que nos dan una lista de palabras que tenemos que aprender y recordar posteriormente (por ejemplo manzana, lápiz, silla). En una prueba de reconocimiento, se nos presentan las palabras de la lista que aprendimos junto con otras distintas pero relacionadas por significado, como por ejemplo, pera o mesa. La tarea es decir Sí o No cada una de las palabras pertenecía a la lista inicial. Una falsa memoria sucede cuando digo Sí a una de esas palabras que no estaban en la lista de estudio.

Christiane Berndt y otros investigadores alemanes evaluaron a 178 mujeres embarazadas y las compararon con 58 mujeres no embarazadas sin hijos anteriores (controles). Las valoraron entre la semana 15 y la 35 del embarazo y nuevamente entre los 8 y los 13 meses después de dar a luz. Los análisis de los resultados mostraron que, comparadas con los controles, las mujeres embarazas cometían más errores o ‘falsas memorias’ tanto durante el embarazo como tras el parto. Una cuestión importante y relacionada también con la memoria es el sueño. Los autores analizaron también el patrón de sueño de todas las mujeres y encontraron que las mamás presentaban un sueño mucho más fragmentado antes y después del parto, aunque no se halló una relación entre esta variable y los fallos de memoria.

Este es un tema polémico que dista de estar resuelto. Entre otras cuestiones, sería interesante averiguar si las mujeres embarazas podrían beneficiarse de un programa de entrenamiento cognitivo que fortalezca su memoria, como el que propone Unobrain. Nosotros te invitamos a intentar mejorar de una forma natural y divertida, ¿te atreves a desafiar a tu cerebro?