personalidad

El cerebro de Narciso

En la mitología, Narciso era un joven de belleza impresionante pero también vanidoso, que rechazaba continuamente a sus pretendientes. Una vidente le dijo a su madre que Narciso viviría muchos años siempre que no se conociera a sí mismo. Un día el bello joven vio su imagen reflejada en el agua de un arroyo y no pudo separarse de ella. Tanto fue el impulso que Narciso murió ahogado.

La gente abierta tiene un cerebro más conectado

Algo tiene la ‘personalidad’ que nos fascina y llena miles de conversaciones. Nos definimos según unos determinados rasgos que marcan nuestra forma de ser y eso parece guardar relación con la manera en que está diseñado nuestro cerebro. Al menos ese es uno de los hallazgos de un reciente estudio realizado en Italia y publicado en la revista Neuroimage (2015).

La satisfacción con la vida se relaciona con la personalidad

Si hay una cuestión que últimamente nos ronda la cabeza es de qué depende que uno esté satisfecho con la vida que tiene, ¿son las condiciones económicas? ¿las sociales? ¿o está la clave en uno mismo? Buscamos el bienestar, sentirnos bien y contentos, y por ello nos interesa conocer los factores de los que todo ello puede depender.

¿Por qué si te rascas tú me pica a mí?

Pocas cosas hay tan observables y tan molestas como el ‘contagio’ del picor. Sí…, es justo eso que nos pasa cuando vemos a alguien que se rasca y de repente nos pica todo y también sentimos la necesidad imperiosa de rascarnos… Y la cosa puede ir más lejos, sin necesidad de ver a nadie ya que sucede lo mismo con tan solo ver la imagen de una piel irritada o cuando escuchamos ciertos sonidos, como por ejemplo el que hacen algunos insectos.

El castigo no sirve al psicópata

La finalidad del ‘castigo’ es conseguir modificar el comportamiento de aquel sobre el que ha recaído. Un ejemplo severo es la pena de cárcel, donde el castigo es la privación de libertad del condenado por un delito. Sin embargo, parece que el castigo como herramienta de aprendizaje no funciona con todo el mundo por igual.

Timidez y sociabilidad, ¿cuestión de hormonas y cerebro?

Según Alva Tang y varios investigadores más, es sorprendente lo poco que sabemos sobre las bases biológicas de la timidez y la sociabilidad, dos dimensiones de la personalidad que se observan en muchas culturas. Por ello han dedicado sus esfuerzos a investigar qué relación existe entre los comportamientos ligados a estos rasgos de personalidad y dos aspectos de la biología humana como son las hormonas y los procesos neurales.

¿Predice el temperamento quién dejará de fumar?

Dejar de fumar es uno de los propósitos más populares de cara al año nuevo. Sin embargo, no todo el mundo lo consigue, y surge así la cuestión de si podemos predecir quiénes serán los ‘elegidos’ a través de sus rasgos de temperamento o su impulsividad. Sabemos que ciertas características cognitivas y de personalidad, como la impulsividad, se relacionan con la conducta adictiva.